Receta Compota de manzana sobre cama de masa brick

Receta Compota de manzana sobre cama de masa brick
Quiero traeros una receta que hace mi madre y que a ella le vuelve loca. Es sencilla, rápida y la verdad es que a quien le gusta la compota de manzana le va a chiflar.
Lo cierto es que mi madre es una repostera increíble, pero desde que me ha dado a mí a meterme en este mundillo, la verdad es que no le dejó oportunidad a hacer alguno de sus maravilloso postres.
En esta ocasión quiero enseñaros un postre que a ella le encanta porque le apasiona la manzana asada. Yo no soy muy fan de la compota, no sé, nunca me ha terminado de convencer comerme manzana templada, pero he de reconocer que tiene una textura muy agradable y un sabor muy dulce.

Ingredientes:

  • Manzanas
  • Rama de Canela
  • Canela en polvo
  • Azúcar
  • Agua
  • Masa brick (no nos vamos a complicar mucho y la compramos directamente)

Preparación:

Os cuento cómo hacerlo, tal y como ella me lo explico. Por eso no os digo cantidades porque aquí va a gusto del consumidor jejeje
Pelamos y cortamos en trocitos las manzanas ¿cuántas manzanas? Las que queramos hacer, tantas como queramos.
En un cazo echamos agua, un poco de azúcar. Llevamos el agua a ebullición a fuego medio, para que el azúcar se disuelva y se convierta en almíbar
En ese momento echamos los trocitos de manzana junto con la rama de canela y con fuego medio-bajo dejamos que se hagan aproximadamente unos 30 minutos aunque todo depende de como nos guste que esté la manzana, si más entera o más pasada.
Tanto el agua como el azúcar podemos ir añadiendo si vemos que nos queda muy espeso y nos gusta con más almíbar.
Retiramos del fuego cuando la manzana ya está a nuestro gusto.
Ahora es el momento de hacer nuestra cama ¿Cómo? Con la masa brick que hemos comprado.  Ponemos varias láminas y cortamos en los cuadritos del tamaño que queramos realizar nuestro postre y lo metemos al horno, el tiempo que nos indique el envase y tan dorado como queramos.
Lo sacamos del horno, dejamos enfriar sobre unas rejillas.
Este es el  momento de preparar nuestro postre. En un plato ponemos la masa brick y sobre ella nuestra compota de manzana que decoramos con un poco de canela molida y listo para comer.
Si está templado está aún más rico, así que como es muy fácil de hacer yo lo preparaba casi en el último momento para servirlo templado y que se chupen los dedos.
Os animáis? Ya os digo que es muy fácil y que si os gusta la manzana os va a encantar.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.