Teresa es una niña muy diferente y quería como tarta de Comunión, sus zapatillas favoritas y aquí el resultado.

Y es que una tarta de Comunión no tiene porque ser blanca y radiante, puede ser tan personal como nuestro hijo, nieto, sobrino, amigo… quiera