María cambiaba de dígito y quería salir huyendo a NY a tomarse Cosmopolitan y disfrutar de la vida y como no podía hacerlo, quisimos traerle un poco de su ilusión convertida en tarta con ayuda de la ilustración personalizada de Tuminitu